Saltar al contenido.

Arcade: Pong (Atari, 1972)

agosto 19, 2018

Flyer de la recreativa Pong


 

En 1972 Nolan Bushnell tenía 28 años y muy poco dinero. Se había arruinado con “Computer Space”, su primera incursión en el mercado del videojuego recreativo tras fundar su primer negocio, Nutting Associates en 1971. “Computer Space” fue innovador por establecer la forma básica de los juegos de tipo arcade que vendrían posteriormente unos años más tarde – un sistema de computación dedicado a un único juego, pero que iría evolucionando conforme transcurrían las siguientes décadas.

“Computer Space” fue el primer videojuego arcade ampliamente disponible, aunque no tuvo mucho éxito. Para la gran mayoría, el juego era muy complicado y terminaba muy rápidamente. Mientras que era bien recibido en los campus universitarios, no era muy popular en bares y otros establecimientos. 180 dólares reunidos en todo un año no era ni tan siquiera un gran capital, para qué engañarnos. Pero Bushnell era un jugador nato, así que echó un órdago y fundó Atari (ATARI es una palabra japonesa que se usa en el juego de mesa Go, su entretenimiento preferido). Fichó a Al Arcorn como ingeniero y le mintió diciéndole que tenían un contrato con una empresa más importante (Atari estaba formada por tres personas: ellos dos y una secretaria que hacía horas extra montando las máquinas). PONG era un proyecto de prueba, una imitación de un juego visto en varias ferias de informática. A ver qué se podía hacer. Y resultó que crearon un juego realmente entretenido y hermoso dentro de su más que evidente simplicidad. Lo probaron en un bar local (septiembre de 1972). Una caja de madera y un depósito de monedas reciclado de una atracción infantil… poca cosa más.

Entonces hubo un pionero que introdujo sus primeros centavos en ella y jugó una partida para ver cómo funcionaba. Y la gente le rodeó sorprendida. Tan sorprendidos estaban como los que vieron a un tren echarse encima suyo tras la primera proyección cinematográfica de los hermanos Lumière. El siguiente paso estaba claro: construir PONG en cadena… 100 al día era un buen objetivo. Bushnell alquiló una pista de patinaje abandonada y contrató a un gran número de personas sin experiencia para que se encargaran de su fabricación, mantenimiento y reparto. En unos meses cumplieron el objetivo. Los pedidos de PONG se multiplicaron (llegaron a los 10.000 en los EEUU), Nolan era millonario y decidió ampliar el negocio: llevar PONG a los hogares, algo que ocurriría a partir de 1974. Quería introducir su máquina en un chip tan pequeño y barato que el ocio electrónico fuera accesible a todas las familias. Pero también necesitaba a alguien que distribuyera su producto (pero eso es ya otra historia).

Nolan Bushnell se hubiera hecho todavía más rico si no hubiera sido por las versiones “ilegales” del PONG que empezaron a distribuirse desde el primer momento. Cualquier deporte que se pudiera adaptar a los controles del PONG fue adaptado. Para mediados de los 70, Atari ya era la principal productora de videojuegos, pero una gran parte de los beneficios se le escapaban. Y Atari tenía que modernizarse día a día. Las máquinas viejas eran enviadas a Europa y Japón. En pocos años PONG era un fenómeno mundial.

La señal de video consistía en una pelota que rebotaba por la pantalla y un par de “raquetas” controladas por las ruedas que servían para “devolver” la pelota al contrincante, simulando una partida de tenis o de ping-pong, de ahí el nombre del videojuego.

Tras un par de dias funcionando sin parar, el prototipo se estropeó. Tras una visita de los ingenieros de Atari se descubre que la causa de la avería era que el depósito de las monedas estaba tan increiblemente lleno que la máquina dejó de funcionar. Nolan Bushnell se lanzó a producir la máquina a gran escala. En breve Atari se convirtió en una empresa multimillonaria y todo lo demás está en los anales de la historia, en muchos libros, documentales y en páginas webs, al alcance de todo el mundo. Y da lo mismo que no esté claro si fue Nolan Bushnell o si fue Ralph H. Baer quien “inventó” el concepto de este videojuego.
 

 
PONG demostró desde el primer día que se podrían amasar toneladas de dinero gracias a estos “cacharros” y lo demostró de forma empírica. Para el gran público nunca antes una señal de video había sido interactiva… y no hace falta ir tan lejos: posiblemente también era la primera vez que el gran público veía en un monitor o televisor una señal de video que no fuera emitida desde un estudio de televisión.

A partir de ahí, la idea de Atari era llevar la misma maquinaria del Pong a una versión más sencilla y menos voluminosa; que todos pudieran tenerla en casa y jugar desde el propio televisor del salón.

Atari tenia como desventaja que en el mercado casero ya tenian competencia, principalmente la Magnavox Odyssey, la primera consola de la historia. Además de la consola doméstica creada por Sears, bajo el sello “Tele-Games”, y licenciada por Atari, se crearon otras similares por otras compañías que decidieron explotar el fenómeno de este juego. A partir de ahí, su popularidad se extendió a otras consolas domésticas donde figuraban juegos similares basados en la misma técnica.

Al no tener copyright, existieron con los años numerosas máquinas que incluían diversas variaciones de Pong. Incluso había máquinas que eran una mezcla de Pong con consola, ya que permitían utilizar cartuchos. Estos son los juegos más comunes en estas máquinas:

– Squash para uno o dos jugadores.
– Fútbol.
– Hockey.
– Baloncesto.
– Juegos de motocicletas.
– Tiro al blanco. Para este juego se utilizaba una pistola de luz óptica (que detecta impulsos emitidos desde el monitor) que venía con la máquina o se ofrecía por separado.
– Juegos de tanques.
– Juegos de submarinos.
– Carreras de autos.
 

Ejemplo de consola doméstica con juegos basados en Pong, la clásica Soundic.


 
Las variaciones de juegos que se podían encontrar variaban de una máquina a otra. Generalmente, los juegos de submarinos, tanques y autos sólo estaban disponibles en versiones que utilizaban cartuchos.

No obstante, PONG perduraría siempre como uno de los primeros juegos pioneros en el mundo de las recreativas.
 

 
Más recientemente, se contó con una ROM de PONG que venía incluida de serie con el popular emulador M.A.M.E. y ha estado vigente durante algunas versiones, hasta que se consideró no incluirla en versiones posteriores por problemas con su simulación, al no haberse conseguido que funcione al 100% en comparación con la versión original de Atari.

En el campo de los ordenadores domésticos, todos los sistemas han tenido sus versiones tanto artesanales, escritas en BASIC para numerosas revistas, libros y demás publicaciones del sector, como profesionales a través de diversas compañías de software. Son tantas las adaptaciones realizadas que es casi imposible enumerarlas todas aquí. Como dato a reseñar, para los ordenadores personales se publicaron dos recopilaciones en los que se incluyeron algún port de PONG: Atari Arcade Hits 1 (Windows, de Hasbro Interactive) (1999) y Atari Arcade Classics (Windows, de Infogrames) (2001).

One Comment leave one →
  1. septiembre 11, 2018 6:14 pm

    Yo recuerdo cuando mis primos recibieron de regalo una Pong de estas, que alucine!
    Lo siguiente que vi fue la Space Invaders en un bar.

Publica aquí tu comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: