Saltar al contenido.

“ScuttleButt”, un videojuego gamberro en tu ZX Spectrum

febrero 27, 2018


 

Es poco habitual encontrarse con videojuegos que se salen de lo puramente convencional y ortodoxo, pero no es la primera vez que esto pasa dentro del mundo del ZX Spectrum. En este caso, indudablemente y es más que obvio, por la imagen que os muestro ante vuestros ojos, un poco más hacia abajo, que la cosa va sobre recoger deposiciones fecales, dicho finamente, con un cubo y echarlas a la taza del retrete que tenéis justo al margen derecho de nuestra pantalla, impidiendo que ensucie el parquet de nuestro lustroso salón. Telita…

El caso es que, por extrañas circunstancias, alguien que vive justamente encima nuestro tiene un enorme problema de incontinencia colono-rectal y le ha dado por usar nuestra salita de estar para hacer sus vacuas necesidades purgatorias. Lo de menos es el tamaño del… ejem… que asoma con total descaro a través del techo y va moviéndose de un lado a otro, sin que podamos hacer nada por evitarlo, salvo librarnos con una cubeta de las olorosas viscosidades de nuestro molesto y, hay que decirlo claramente, asqueroso vecino.
 

 
Enseguida me viene a la mente una antigua maquinita llamada “Oil Panic” de la serie de videojuegos de bolsillo Game & Watch de Nintendo en la cual, por culpa de varias fugas en el conducto principal de una refinería de petroleo, había que evitar que el preciado carburante ensuciase las plantas del complejo, para lo cual teníamos que hacer básicamente lo mismo. Puede que la inspiración de su autor provenga de la misma. Estoy seguro de que no he sido el único que ha tenido esta misma visión.
 

“Oil Panic” de Nintendo, de doble pantalla.

 
Si bien se puede cargar en ordenadores de 48K, en los modelos de 128K cuenta con algo de sonido multicanal. Al iniciar el videojuego, nos acompañará brevemente durante la presentación un arreglo muy particular de la conocida Marcha Radetzki del maestro vienés Johann Strauss padre (1804-1849). Luego, en el juego todo se reduce a unos cuantos efectos sonoros que mejor no destacar con palabras.

Se controla con las teclas “1” para desplazarse a la izquierda y “2” para hacerlo hacia la derecha. No se han incluido con el fichero conteniendo este programa unas instrucciones claras sobre cuál es la tecla con la que se da inicio el juego, ni tan siquiera se ha mencionado ese detalle en el foro de la web Spectrum Computing donde se habla del mismo, pero es cuestión de pulsar todas las que se puedan. ACTUALIZO: Para empezar a jugar, se pulsa la tecla “5”.

Aparte de que sea un videojuego grotesco y escatológico, es lo sumamente divertido como para hacernos arrancar unas risas al primer instante, que buena falta nos hace en los tiempos que corren. Aparentemente sencillo, pero luego uno advierte de la más que buena animación de nuestro desgraciado protagonista de una historieta de lo más surrealista, así como de la suavidad y flujo de movimiento del enorme sprite del… ejem… que sobrevuela la zona superior de la pantalla.

La dificultad va creciendo de forma alarmante a partir del tercer nivel y hay que hacer lo imposible para que los ñordos no ensucien la moqueta del salón. Solo podremos fallar tres veces en el intento, tras lo cual perderemos definitivamente la partida. Obviamente, el juego puede volverse algo monótono aunque la intensidad en el juego pueda ir en aumento, según el interés que manifieste el jugador durante la partida.
 

 

Fuente: ZX Dev2015 en Twitter / Spectrum Computing Forums
 
Off-topic: Una vez más, e insisto para que nos mentalicemos de ello, por una vez en nuestra vida: pese a los avatares que nos ha tocado vivir, hay que adoptar una filosofía de vida totalmente contraria de lo que uno pueda pensar para no caer en depresiones que no conducen a nada, ni tan siquiera en peleas y pataletas propias de barriobajeros o de niños pequeños que tampoco llevan a ninguna parte. Ya somos muy mayorcitos para eso, al menos quienes tenemos de 30 años hacia arriba y tenemos pelo en la zona innombrable (lo digo así para no herir sensibilidades, que últimamente tenemos la piel demasiado fina para casi todo y eso hay que cambiarlo por completo desde el sentido común, el buen uso de la razón y la buena educación, que parece que se nos ha olvidado por completo esa parte de nuestra condición humana).

Hay que reir de vez en cuando, hay que vivir como mejor se pueda y lidiar este “embolao” con una mínima sonrisa aunque nos parezca un gesto inútil, pero nunca derrumbarse y enfangar todo lo bueno que aún pueda haber en nosotros, ni mucho menos a las personas que en mayor o menor medida nos puede importar, incluyendo nuestras amistades, tan difíciles de encontrar hoy en dia, sobre todo cuando las cosas se salgan de madre. Por eso, y como decían los Monty Python, hay que procurar buscar siempre el lado positivo de la vida, más allá de las trivialidades, los efímeros resquemores y otros problemas cotidianos.

“Life’s a piece of shit
When you look at it.
Life’s a laugh and death’s a joke, it’s true.
You’ll see it’s all a show
Keep ‘em laughin’ as you go.
Just remember that the last laugh is on you.”
One Comment leave one →
  1. febrero 28, 2018 12:50 pm

    Hombre, no es para pasarse dos días completos jugando con él, pero vamos, que para echar un rato tampoco está mal… los gráficos muy simpáticos y el control muy suave.

Publica aquí tu comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: