Skip to content

Cómo pasar a CD programas de ZX Spectrum

febrero 18, 2011

El objetivo de este tutorial es el de obtener CDs conteniendo una recopilación de programas a nuestro gusto, siendo mucho más duradero este formato que una cinta magnética de casete y con la ventaja de que pueden almacenarse con una calidad muy superior, siempre y cuando se tengan en cuenta los criterios que se dan a continuación, así como se mantenga un cuidado especial sobre los mismos. Con el siguiente material se podrá traspasar juegos, utilidades y cualquier otra clase de programas en formato TAP o TZX, y usarlos con cualquier reproductor de CDs en lugar de las viejas pletinas de cassette.

Lo primero de todo, tenemos que tener en nuestro equipo el siguiente software:

Tape-2-WAV, de Mark Woodmass (vale tanto la versión actual 1.8 como las anteriores), o el TZX2WAV de Francisco Crespo.
– Un editor de sonidos: puede ser el Audacity perfectamente o, en mi caso, el Nero Wave Editor incluido con el paquete de grabación/edición de Nero.
– Y la propia suite de grabación: Nero, CloneCD, Easy CD Creator, etc. para grabar el/los CDs.

Primero debemos crear los WAVs a partir de los propios archivos TAP o TZX que mantengamos en el disco duro de nuestro ordenador. Con ellos vamos a montar después un CD de audio, en el que sus pistas estarán formados por los datos de esos mismos programas. Un detalle a tener en cuenta: para que no nos dé ningún error en su carga, es preciso saber un detalle: No es conveniente grabar directamente los WAVs creados con la utilidad citada, por el siguiente motivo: el último bit de información es difícilmente detectable y puede provocar el error del sistema “R Tape Loading Error” justo al finalizar la carga (ya me ha pasado en dos ocasiones al crear mis primeros CDs por esta vía). Para evitarlo, hay que realizar un pequeño cambio en estos archivos.

Por otro lado, si en lugar de WAVs queremos pasar programas de Spectrum a MP3, éstos deben tener la misma calidad de audio: mono de 8 bits, y el bitrate ha de ser superior a 128 kbps para evitar pérdidas en su conversión.

Para ejemplarizar esta idea he usado el videojuego “Roland’s Rat Race” de Ocean para tal fin. Y este mismo ejemplo vale para otros programas de nuestra colección.

Yo he elegido usar el Tape2Wav de Woody, pues es muy sencillo de manejar. Tan solo debemos arrastrar el archivo TAP, TZX o CSW a la ventana de la aplicación y automáticamente se creará en la misma carpeta el archivo WAV correspondiente. Podemos hacer esto mismo con los programas que queramos, teniendo en cuenta además de cómo queremos después incluirlos en el CD a fin de ser posteriormente usados con nuestros ordenadores (si como CD de audio o como una colección de MP3; en este último caso, el trabajo será mucho mayor puesto que habrían de ser convertidos muchos más programas hasta completar la capacidad del CD). Por otro lado, si lo que queréis es almacenar todos estos WAV o MP3 en un disco duro o en la memoria de un dispositivo externo (tarjeta SD de memoria, teléfono móvil, tableta Android, etc.), no es necesario seguir los pasos siguientes.

Con los WAVs ya creados, pasamos a una simple operación de maquillaje.

Abrimos el editor de sonidos (Audacity, Nero Wave Editor, etc.) y cargamos a continuación el archivo WAV. Seguidamente, tenemos en la pantalla la gráfica en forma de onda del contenido de dicho archivo. Comprobamos enseguida que este archivo tiene calidad mono de 8 bits, a 44 KHz, examinando sus propiedades. Vamos a respetar este punto.

Entre los bloques del programa hay varios espacios en blanco (partes sin sonido). Seleccionamos un trozo de uno de ellos (hasta dos segundos) y copiamos (Copy). Con este fragmento seleccionado en memoria, nos vamos al final del todo y lo pegamos, justo después del último bit de información. Maximizar la imagen si es necesario para poder distinguir dónde termina la onda de sonido y clavar justo en el último microsegundo el cursor; pegamos del portapapeles de Windows la información recogida anteriormente y obtendremos el silencio que nos interesa para que cuando carguemos el programa desde un ZX Spectrum detecte sin problemas el último bit de información y el flag de fin de programa.


Si queremos, podemos añadir otro espacio de silencio justo al comienzo del todo, esto es opcional.

Finalmente, grabamos todo con la misma calidad y reservamos el WAV resultante dentro de una carpeta para proceder después a la grabación de nuestra recopilación junto con los demás archivos que consigamos de la misma forma. Como CD de audio, pueden caber entre 10 y 20 programas, dependiendo siempre de su duración. Hay que tener en cuenta que no todos los programas duran menos de tres minutos en cargar en la memoria del ZX Spectrum y sobre todo se debe tener mucho cuidado con algunos juegos multifase (Gauntlet, Turrican, Spherical, Rastan Saga, X-Out, etc.) pues la duración de sus WAV resultantes pueden llegar a alcanzar desde los 15 hasta los 30 minutos en total, e incluso más. Con estos últimos, habría que trabajar con más delicadeza: separar bloque principal (cargador BASIC + loader programa + SCREEN$ + código principal) y los bloques correspondientes a cada nivel del juego por pistas, o como uno quiera disponer. Por ejemplo, con el TAP del Prince Of Persia he obtenido un WAV de algo más de 45 minutos. Una bestialidad… Pero lo he pasado todo a un solo CD, que es lo que quería.

Repetimos la operación tantas veces como programas queramos incluir. El proceso no dura más de cinco minutos y en una hora es posible disponer de entre diez o doce programas convertidos en WAV y cumpliendo el requisito específico de incluir ese espacio o gap de silencio al final de los mismos.

Pasamos, entonces, a grabar los WAV como si fueran pistas de audio. Abrimos para ello una sesión con el programa de grabación de CDs e incluimos en ella todo lo que pueda caber o lo que tenemos previsto incluir. Tostamos el CD y ¡voilá!

Para convertir los WAV a MP3, se pueden usar varias opciones, o bien desde el mismo editor de sonidos grabando los datos en el nuevo formato, o bien convirtiendo los WAV con programas como Total Audio Converter o similares.

Con esto se termina este tutorial. Coger el ordenador y conectar el reproductor de CD de la misma manera que si fuera una pletina de cassette, conectando la toma EAR del ordenador a la salida de auriculares del aparato (Speakers) con el mismo cable que se usa para los cassettes y regular el volumen de la unidad lectora para que la carga se produzca sin problemas. Si se emplea un cable estéreo, da lo mismo, pero es mejor usar el cable monoaural que normalmente usamos con nuestros “gomas”.

Si tenéis alguna duda al respecto, consultarme.

2 comentarios leave one →
  1. Lobogris permalink
    febrero 19, 2011 7:39 pm

    Interesantísimo! Dentro de poco me llega un +2, y probaré todo lo que dices. Eso si, no se que cable voy a necesitar, para el casette sp +2. Creo que en lugar de ir grabando CD (aunque es una buena idea tambien) pasaré directamente de la tarjeta de sonido al ordenador, como ya hago en el caso de mi bbc micro (este tiene una utilidad super comoda que permite leer los archivos de cinta directamente como sonidos sin tener que convertir a .WAV)

    Muy buen artículo, realmente me viene de perlas un tutorial así de bien explicado.

  2. Emlyn hughes permalink
    febrero 20, 2011 2:22 am

    Siempre he querido hacer una recopilacion de mis juegos favoritos en mp3 para cargarlos fácilmente en un spectrum real con un reproductor mp3 y dejar de piedra a mis amigos. Gracias por la información

Publica aquí tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: